NUEVAS MODAS Y VIEJAS PRÁCTICAS

Valencia, 12 de mayo de 2016.

Primero fue un periódico y ahora se ha incorporado otro a la pasarela de la moda.

A los puntos de venta se nos sigue utilizando como “almacenes”. Está de “moda” que un periódico venga al quiosco el fin de semana con sus correspondientes suplementos y una serie de revistas para su venta. Hasta aquí todo correcto, pero ahora está empezando a no ser así; ya no se devuelven las revistas y los suplementos que no se han vendido el fin de semana, ahora el vendedor de prensa tiene que separar esas revistas y suplementos de los periódicos que no ha vendido y almacenarlas en el quiosco durante semanas “por si se venden”.

Lo lógico sería que se pusieran a la venta como cualquier revista, que aparecieran en los puntos de venta por el canal de distribución correspondiente, con su correspondiente albarán y si no es por esta vía, se debe incluir en el cupón de devolución de sábado y domingo la revista que regalamos, así nos evitaríamos problemas en los abonos y en los pagos y sobre todo muchísimas molestias y pérdida de tiempo.

También continúa estando de moda el utilizarnos como lanzaderas para que tras una suscripción, el cliente deje de venir al punto de venta y consiga la revista, el libro o lo que sea, a un precio más económico desde su casa.

Los vendedores de prensa estamos ya muy cansados de estas prácticas tan desleales que pueden dar lugar a situaciones nada deseables por ninguna de las partes.

Hay que recordar en esta ocasión una frase que viene muy al caso: “La posición en un conflicto. . . Muchas veces no se limita a la decisión que se toma, sino a sus consecuencias”.