Tanto LAS PROVINCIAS como el LEVANTE-EMV se hicieron eco ayer, día 26, de la posición mantenida por la Asociación Profesional de Vendedores de Prensa de Valencia y Provincia (APVPVP) con respecto a unas informaciones relativas al mantenimiento en los expositores de los quioscos de revistas de carácter erótico —y que recoge en sus comunicados de prensa de los días 23 y 25 de abril—, así como de la reunión mantenida el citado día 25 entre el concejal de Policía del Ayuntamiento de Valencia, Miguel Domínguez, el jefe de la Policía Local, Andrés Rabadal, el intendente general de Ciutat Vella, Abelardo Gil y, por la Asociación, su presidenta, Ana Valle Moya y la gerente, Pilar Cosín.
LAS PROVINCIAS subraya que el «encuentro se produjo, a petición de la agrupación de quiosqueros, después de que la semana pasada varios vendedores denunciaran a través de LAS PROVINCIAS que habían recibido “advertencias” y presiones de agentes de la Policía Local para ocultar las portadas con desnudos, incluso las de revistas de información general». Para inmediatamente añadir: «Fuentes del Ayuntamiento de Valencia han reiterado que no se había producido ninguna instrucción desde la Concejalía o la Jefatura de la Policía Local para que se realizara este tipo de recomendaciones a quiosqueros valencianos. En cualquier caso, agregaron, se habrían producido “por iniciativa personal” de los agentes».
Por su parte, el rotativo LEVANTE-EMV, y bajo el título «Domínguez dice que no hay una campaña para retirar material erótico de los quioscos», afirma que «El concejal de Seguridad Ciudadana, Miquel Domínguez, informó ayer a los miembros de la Asociación Profesional de Vendedores de Prensa de Valencia y Provincia de que no ha existido “ninguna campaña general inspectora sobre los quioscos”». «En un comunicado de prensa —sigue más adelante LEVANTE-EMV— la asociación afirmaba ayer que, según les había informado Domínguez, la actuación de la policía en este quiosco se debió a un incumplimiento de la normativa vigente y en ningún caso a una campaña de retirada de material con motivo de la visita del Papa».
Para la APVPVP el asunto carece de debate habida cuenta que el artículo 2º —que el colectivo representativo de los quiosqueros valencianos ha suscrito y suscribe en su integridad— del vigente Real Decreto 1189/1982, de 4 de junio, sobre regulación de determinadas actividades inconvenientes o peligrosas para la juventud y la infancia (BOE, n. 138, 10 de junio de 1982), no ofrece la más mínima duday señala con nitidez derechos y deberes tanto a los poderes públicos como a los puntos de venta.